lunes, 1 de septiembre de 2008

Entredormida
observo
este lecho
cubierto de
nosotros.
Desde
un abrazo
se funden
nuestras
almas siamesas
que
se saben
una
y remontan vuelo
hacia
una isla tropical,
oasis talámico
cubierto
con
palmas de calma.
Estoy a salvo.

6 comentarios:

K@ri.- dijo...

no creo que haya sensacion mas placentera que sentirse a salvo y saberse siames en el amor!...
que felicidad me da que broten estas bellas poesias desde tu alma!!!
me alegra mucho de verdad y lo sabes!
tqm.
k@ri.-

María de Jesús dijo...

el amor nos mantiene a salvo de la destrucción y la ruina, nos lleva de viaje a lugares soñados y nuevos, lugares que sólo se descubren de a dos...el amor duele pero nos mantiene en la lucha, hasta la victoria siempre...hermosas tus palabras, para variar...GRACIAS!!

Alatriste dijo...

Quédate así entonces.
Mantente a salvo.
Un beso muy fuerte.

María de Jesús dijo...

Gracias por tu amistad Andi, y es verdad, la maternidad consume la mayor parte de nuestras vidas, pero que felicidad y que bueno vivir rodeadas de tanto amor...gracias a gente como vos, a Ismael y a tanta poesía está despertando en mi ese costado que tanto anhelé siempre, el de expresar mis sentimientos, vivencias y ganas de volar, aunque no me mueva de mi nido...vuelo con las alas de la palabra y la voz silenciosa del alma, de la música y la imaginación...vos sabés de que te hablo...Gracias amiga!!

Anacronista dijo...

Sólo así me siento a salvo...
Preciosas palabras.
Quedémonos siempre en aquel lugar que nos mantega seguros, al menos mientras el tiempo nos permita...

Un abrazo.

My dijo...

a salvo.
protegida entre sus brazos.
cuántos sueñan con ese calor..

un abrazo guapa.